La OEA entre fuego cruzado


Las imágenes del acto inaugural de la Asamblea General de la OEA recién celebrada en Bolivia entre los días 3 al 5 de este mes, sugerían la ardua tarea que los asistentes allí, como parte de las delegaciones de sus respectivos países, enfrentarían. A todas luces sería una Asamblea “condimentada” por los actos de las ONG –muchas estuvieron presentes con pancartas en el salón del acto inaugural- por los “mítines” políticos-folklóricos de un presidente anfitrión que promueve su reelección desde ya para el 2014 y por otras cuestiones que solo quizás eran visibles para quienes estuvieron al tanto de las noticias sobre este tema en los días previos a la celebración de la misma.

Pero quien se llevaría los mayores embates sería justamente el organismo que sirve de base para estos “glamorosos” encuentros, la OEA. Sigue leyendo

Anuncios

El Fracaso de un Plan de Paz


Al cumplirse un año y un mes que se iniciaron las protestas contra el régimen de Bashar Al Asad en Siria, la ONU, por medio de su enviado especial Kofi Annan, firma y logra “poner en vigor”, el 12 de abril pasado, un plan de paz que, para la comunidad internacional, representaba una esperanza de avenimiento y diálogo entre las partes en conflicto con el propósito de detener la escalada progresiva de violencia y muerte que se ha estado produciendo en Siria a lo largo de este último año.

A un mes y semanas de que se produjese ese “ensayo” de tregua, muy lastimosamente, hay que decir que todo ha sido un verdadero fracaso. Solo 6 puntos conformaban este plan de paz, los que podían resumirse en un alto al fuego, apertura de negociaciones, autorización de entrada de ayuda humanitaria, todo esto con el fin ulterior de que, luego de calmar los ánimos allí, se iniciase el empedrado camino hacia la transición democrática. Ninguna de las partes lo ha respetado.
Sigue leyendo

Los tuareg, una nación sin Estado


Podría causar cierta extrañeza para algunos el hecho de que nos refiramos a un pueblo que, a nuestro entender, constituye una nación y que, sin embargo, no posee un estado y otros podrían afirmar que los tuareg no tienen un estado porque ni siquiera llegan a ser nación.No obstante estos pareceres, y basándonos en los más elementales conceptos sociológicos, una Nación es un conglomerado de personas que comparten usos y tradiciones y que están atados firmemente a la idea del nacionalismo como lazo conductual, estando dentro de un país determinado o bien, dispersos en diferentes puntos geopolíticos.

El Estado es entonces, ese mismo grupo de personas, pero con una base jurídica que reglamenta sus relaciones legales y sociales, con una gerencia gubernamental determinada, y que están enclavados en un territorio delimitado y soberano en el que sus habitantes se abrazan al patriotismo. De manera que, se infiere que el Estado es una nación jurídica y políticamente organizada. Sigue leyendo